Wimbledon

El campeonato de tenis de Wimbledon es uno de los cuatro “Grand Slams”, es decir uno de los campeonatos de tenis más prestigiosos del mundo. Winbledon es también el más antiguo (se celebra desde 1877). Hoy queremos contaros un poco más de la historia de este evento que es una parte importante de la cultura londinense y año tras año despierta pasiones.

wimbledon

Una de las particularidades de Wimbledon es que es el único de los cuatro Grand Slams que aún se juega en césped. Esto requiere un enorme trabajo en la preparación y mantenimiento de las canchas, y le da una interesante particularidad al torneo.

El torneo tiene una larga tradición y varios códigos que aún se mantienen como rituales alrededor de Wimbledon. Entre ellos podemos nombrar el código de vestimenta, muy estricto poniéndo en preferencia el color blanco y evitando toda clase de sponsors; la tradición de que los espectadores coman fresas con crema y el patronazgo real del torneo.

El tenis es uno de los deportes más vistos en la televisión. Y Wimbledon es definitivamente el torneo más importante. Esto se debe a los premios que comienzan en 25.000 euros para quienes quedan descalificados en la primera tanda y unos 1,9 millones que se han llevado Marion Bartoli y Andy
Murray
este año por haber ganado el campeonato.

Junto con el dinero, el ganador se lleva un trofeo que tiene exactamente el mismo diseño desde 1877 y es conocido por la piña que decora su parte superior.

Centre_Court_Wimbledon_(2)

Derechos de la imagen por Wikipedia.org

Todos los años, durante dos semanas en Junio y principios de Julio se lleva a cabo este torneo que hace circular muchísimo dinero: es que las entradas cuestan unos 70 dólares cada una. El torneo comienza un lunes y dura exactamente 14 días, terminando un domingo. El domingo en el medio es un día de descanso, aunque en varias ocasiones ha debido jugarse un partido que había sido cancelado por lluvia. Desde el 2009 se cuenta con un techo removible que ayuda a la hora de jugar bajo la lluvia.

La prioridad del club es mantener a Wimbledon como torneo número 1 en el mundo, manteniéndo vivo su estilo único y las tradiciones asociadas con casi 150 años de este evento.